Alimento, techo y esperanza para los más pobres.
A woman with a child on her back splashes her face with water from a bucket near a handpump well while others watch from the rural community in the background.
Con su nieto sobre la espalda, Mary Lungu se refresca con agua limpia de un nuevo pozo instalado a través de la campaña Vertientes de Salvación.

Los católicos proporcionan agua segura a las familias sedientas en Ghana, Malaui y Zambia

“En el pasado, los pozos eran mal construidos y fallaban en un plazo de dos a tres años. Puesto que Caritas y Cross Catholic Outreach se han involucrado, ha habido un cambio impresionante”, dijo el obispo George Cosmas Zumaire Lung de la diócesis de Chipata, Zambia. “¡El agua fluye, y las personas le agradecen a Dios por ello!”.

En realidad, los esfuerzos recientes de Cross Catholic Outreach para poner fin a la sed y proteger a las familias de las fuentes de agua contaminada han bendecido a más de 62 mil personas en tres países de África, ¡y todos ellos le agradecen a Dios por el agua potable!

El mérito por este logro increíble es para las parroquias, escuelas, grupos y familias católicas en los Estados Unidos que han apoyado con entusiasmo nuestra campaña Vertientes de Salvación para financiar la instalación de:

  • 2 pozos en la diócesis de Wa, en Ghana.
  • 12 pozos en la diócesis de Karonga, en Malaui.
  • 55 pozos en la diócesis de Chipata, en Zambia.

¡Eso totaliza 69 pozos nuevos que proporcionan un suministro abundante de agua potable a las comunidades necesitadas! Muchas personas ya ven una mejora repentina en su estado de salud, así como muchas otras bendiciones que se derivan, de manera natural, del regalo de agua segura.

Aunque cada testimonio que aparece aquí empieza con una descripción de las dificultades y tragedias ocasionadas por la crisis de agua, esos relatos finalizan con vidas transformadas y esperanzas restauradas. Juntos, proporcionan una ilustración conmovedora de lo que es posible cuando los católicos se mantienen unidos para compartir el amor redentor de Dios con los necesitados.

Poniéndole fin a la crisis de agua en la aldea de Chizula, Zambia

Benson Lungo y su esposa, Emelia, están muy agradecidos por el pozo nuevo construido en la aldea de Chizula.

Como cacique (o jefe) de la aldea de Chizula, en Zambia, Benson Lungo nunca olvidará a tantos niños locales que perdieron la vida a causa de las enfermedades transmitidas por el agua, entre ellos los pequeños Rebecca y Manuel. Todos sus nombres están grabados permanentemente en su mente.

Benson quería ser un buen líder y servir bien a su comunidad, y como padre de siete hijos, también estaba desesperado por proteger a su propia familia de cualquier daño. Pero sin una fuente limpia de agua potable, Benson se sentía incapaz de mantener a todos seguros y evitar más tragedias.

“Solíamos compartir nuestra fuente de agua con los cerdos, las cabras y los perros. Las familias padecían enormemente de dolores estomacales y diarrea”, explicó Benson. “Mi esposa tenía que ir al río hasta 12 veces al día para recoger agua. Como padres, y como hombres en esta aldea, teníamos miedo cuando nuestros hijos se enfermaban. Sabíamos que la causa de su enfermedad era el agua sucia, pero no había otra opción”.

Las personas en la aldea de Chizula se cuidan unos a los otros. Cada vez que una persona está enferma o se enfrenta a un desafío, todos se reúnen para discutir cómo podrían ayudar. Aunque, sin recursos para resolver la crisis de agua, las familias pobres no sabían cómo abordar este asunto más urgente, ¡hasta que nuestros increíbles colaboradores intervinieron!

Ahora que la aldea de Chizula recibió un pozo de agua seguro operado con una bomba manual, Benson se ha quitado un enorme peso de encima.

“¡Nuestras vidas han cambiado!”, Benson se alegró mucho. “Además, hemos sido testigos de una reducción en los casos de malaria puesto que las mujeres y los niños ya no frecuentan el río en donde se reproducen los mosquitos”.

La esposa de Benson, Emelia, también expresó su enorme alegría por el efecto inmediato de que esto ha tenido en la vida de todos.

“Solía empezar a recolectar agua todos los días antes de las 6 a.m. Ahora, recojo agua dos veces al día para cocinar y bañarnos”, dijo Emelia. “Ahora, nuestros hijos pueden asistir a la escuela y tener ropa limpia. Inclusive, sus maestros han notado el cambio. Esto también le ha ayudado a nuestros hijos a que no tengan que faltar a clases. Esperamos que nuestros hijos puedan llegar lejos en la escuela y llegar a ser maestros, enfermeras o doctores”.

Done para proveer agua potable

$0.00$50.00
$0.00$100.00
$0.00$250.00
o
$0.00

Nieto de Mary salvado de una enfermedad transmitida por el agua

Mary Lungu y su vecina Verónica Mwagma solían recolectar agua de este estanque de agua contaminada y estancada en el río Matonga.

La esposa de Benson, Emelia, ha asumido una visión más esperanzadora del futuro, y no se encuentra sola en su optimismo. Mary Lungu, otra habitante de la aldea de Chizula, también está dando un profundo suspiro de alivio. Ambas mujeres están agradecidas de que sus hijos y sus nietos finalmente estén libres del ciclo molesto de la sed, de las dificultades y de las enfermedades.

Mary creció calmando su sed con agua de color marrón verdoso del río local, y todavía recuerda vívidamente los dolores estomacales agudos por beber ese liquido contaminado. Cuando se hizo adulta, Mary desarrolló una mayor tolerancia a las bacterias transmitidas por el agua, pero eso no significaba que estuviera a salvo del dolor. Sus hijos sufrieron, también, y al final perdió a dos amados bebés debido a las enfermedades y a las altas temperaturas.

Mary sintió la necesidad acuciante de proteger a su única hija sobreviviente, Florence, de un destino similar, pero sin acceso a una fuente segura de agua potable, no tenía otra opción que usar el agua que estaba a su alcance. Mary sufría mientras miraba a su hija preciosa beber del mismo río y sufrir las mismas enfermedades que habían plagado a la familia por generaciones.

Afortunadamente, Dios mantuvo con vida a Florence, y Mary y su esposo, Matthews, terminaron con cuatro bellos nietos de su hija. Aunque celebraron esa bendición, Mary todavía vivía con el temor de que aquellos pequeñitos corrieran riesgo debido a la crisis de agua en la comunidad.

¡Oré al Señor, y gracias a nuestros colaboradores compasivos, finalmente, esos temores han desaparecido!

“Siento libertad y paz al saber que no tengo que llevar a mis nietos al río para que recojan agua”, celebró Mary. “Quiero vivir para ver a los hijos de mis nietos algún día. Oro para que mis nietos no tengan que pasar por lo que yo pasé, y para que tengan una vida mejor. El agua potable les brinda la mejor oportunidad”.

Las familias como la de Mary sufrieron dolor y pérdidas durante muchos años, pero por fin tienen esperanza en el futuro. Antes, era muy difícil ver más allá de la lucha diaria por conseguir agua y la lucha constante contra las enfermedades, pero ahora, esperan los días venideros y ven excelentes posibilidades. ¡Que relato impactante de redención!

El agua potable contribuye al desarrollo integral

Con una mejor salud y acceso al agua, las familias también pueden centrarse en otras cosas, como mejorar sus cultivos. Aquí, los hijos de Tasiana Mkandawire, en Malaui, descansan sobre la cosecha de maíz de su familia.

Proporcionar agua potable constituye una parte importante de un plan mayor para contribuir al desarrollo integral y fomentar una transformación duradera en las comunidades pobres. En Ghana y Malaui, la campaña Vertientes de Salvación también ayudó a proporcionar:

  • Crecimiento espiritual: construcción de un edificio de uso múltiple para actividades espirituales y capacitación de ministros laicos para que estos lleguen a sus comunidades.
  • Educación: construcción de cuatro centros educativos nuevos y proporcionar a los niños lugares seguros para que aprendan.
  • Salud: establecer una clínica móvil y proporcionar viviendas, que permitirán el establecimiento de un centro de salud rural para contratar y hospedar a un médico de tiempo completo.
  • Alimentos: distribuir comidas nutritivas a 250 familias y fortalecerlas con educación sobre nutrición.
  • Microempresa: equipar a 139 mujeres emprendedoras con préstamos pequeños y formación empresarial para que fortalezcan su ingreso familiar.
  • Agricultura: empoderar a los agricultores de subsistencia para que aumenten sus cosechas, mejoren su nutrición a largo plazo y aumenten su autosuficiencia.

Cada uno de estos programas desempeña un papel fundamental al ayudar a que las familias encuentren una mayor estabilidad. En realidad, muchos de los beneficiarios ahora están usando las bendiciones que se les otorgaron para dar un nuevo rumbo y bendecir a los vecinos necesitados.

En las zonas rurales de Malaui, por ejemplo, las familias expresaron su agradecimiento y una alegría incontenible por el programa de agricultura. Las semillas, los fertilizantes y la capacitación que recibieron le ha ayudado tanto a sus cultivos que las personas, literalmente, bailaron y cantaron cuando un miembro del personal de Cross Catholic Outreach visitó su comunidad.

“¡Gracias, Cross Catholic Outreach, por las semillas que nos dieron!”, resonaron sus voces en armonía.  

Mediante el programa de agricultura, los participantes aprenden prácticas agrícolas sostenibles que fomentan el cuidado de la creación de Dios, como optimizar la humedad y conservar los microbios que mejoran la integridad del suelo. Ellos también practican estas técnicas en una parcela demostrativa antes de aplicarlas en sus propios sembradillos en su hogar. Luego, las familias deciden qué hacer con la cosecha de la parcela demostrativa, por ejemplo, donar las cosechas a las madres de los niños desnutridos en su comunidad.    

Todos los proyectos derivados de la campaña Vertientes de Salvación operan en conjunto para promover el bien de las familias atendidas. Tanto el agua potable como los alimentos nutritivos satisfacen las necesidades inmediatas y resuelven los problemas de salud más apremiantes, mientras que la agricultura, la educación y la microempresa promueven una mejora a largo plazo y empoderan a las familias para que devuelvan sus bendiciones.

Una inversión para la eternidad de Mateo 6:20

En Zambia, Mailesi Zulu (a la izquierda) y Christine Phiri (a la derecha) dijeron que ahora pueden lavar su ropa con facilidad usando agua limpia que no emana mal olor. ¡Esto significa mucho para ellas!

 

En Mateo 6:19-21 se lee: “No junten tesoros y reservas aquí en la tierra, donde la polilla y el óxido hacen estragos, y donde los ladrones rompen el muro y roban. Junten tesoros y reservas en el Cielo, donde no hay polilla ni óxido para hacer estragos, y donde no hay ladrones para romper el muro y robar. Pues donde está tu tesoro, allí estará también tu corazón”.

Nosotros, en Cross Catholic Outreach estamos profundamente agradecidos con cada persona que se ofreció como voluntario(a) para bendecir a las familias pobres a través de la campaña Vertientes de Salvación. Creemos que al hacerlo, estas personas han realizado una inversión con mentalidad celestial en las cosas que poseen un valor eterno, ¡el bienestar de nuestros hermanos y hermanas más necesitadas, su salvación y la gloria debido a nuestro Señor Jesús!   

Debido a esa inversión, se está empoderando a las familias para que afronten con éxito sus retos. Se les anima a que vean la mano de Dios obrando poderosamente en sus vidas, librándolas de enfermedades y del dolor, y conduciéndolas a una era nueva de mayor seguridad. Incluso, se encuentran en una posición mejor para llegar e invertir en la vida de los demás que permanecen en extrema necesidad.  

Como dijo el obispo Lungu: “¡El agua fluye; las personas oran al Señor, y nosotros creemos que estas verdades se multiplicarán en abundantes bendiciones durante muchos años por venir!

Las donaciones a esta campaña serán utilizadas para cubrir los gastos del fondo de financiamiento general incurridos hasta el 30 de junio de 2024 cuando cierra el año fiscal de nuestro ministerio. Si se diera el caso de que se recauden fondos por encima del nivel necesario, el excedente de fondos será utilizado para financiar los gastos más urgentes del ministerio.

Suscríbase a nuestro boletín

Conéctese con nosotros

Conviértase en donante mensual hoy

Usted está en nuestras oraciones

Nuestro equipo ora diariamente por los amigos del ministerio.
Envíe sus intenciones de oración a continuación.

Gastos administrativos y de recaudacion 5.97%

Mas del 94% de todos los gastos de la organización, incluidas las donaciones en especie, fueron dirigidos a programas de apoyo en beneficio de los pobres.

Datos Financeros Auditados del Año Fiscal 2023

Cross Catholic Outreach hace de la buena administración de las donaciones una prioridad y se compromete a seguir los altos estándares de responsabilidad identificados por estas respetadas organizaciones:

Cross Catholic Outreach es una entidad 501(c)(3) | Identificación del impuesto (EIN) 65-1156061

Cross Catholic Outreach | Apartado postal 273908 | Boca Raton, Florida 33427-3908
800-914-2420

© 2024 Cross Catholic Outreach. Todos los derechos reservados.

Lea actualizaciones e historias inspiradoras aquí.